martes, 29 de enero de 2008

El Sol! El Sol! El sol!...
Detrás de un arrebol
llegó aquel joven sol.

Y el alba al encender
el gran faro del día
en la noche del tiempo,
todo lo desoía;
y yo volví a nacer.

Nubes en sol mayor y olas en la menor.
La vida era tan bella como
el amanecer.

Pareció que en el mar
se bañasen mil niños;
así las olas eran
infantiles y claras de gritar.


Y una mujer pasaba
toda dominical.

Carlos Pellicer. Colores en el mar (1920)

10 comentarios:

Dra. Kleine dijo...

Colores y sensaciones... Lo mejor!

Kix dijo...

:-)

¡Un luminoso post, querida Angeek!

Abrazos!

gatita dijo...

Mientras sea el sol al amnecer o atardecer en la Riviera Maya.... pues me invitan!!!!
Saludos querida Angeek.

chilangoleon dijo...

pellicer=saqueador=arqueologico=tabasquenio

chilangoleon dijo...

kleine=pelele=ckub=agassi

Abraxas dijo...

Yo no se nada de poesía....

¿Si era saqueador arqueológico?

Angeek dijo...

No, por supuesto que no. El Museo La Venta existe gracias a él.

Angeek dijo...

Demando más respeto para los que transitan por mi blog.

Yo he sido tolerante y respetuosa para con vos.

Es lo menos que puedo esperar una anciana como yo.
Pacto de Dama a Caballero.

Alb@ dijo...

Fíjate, "colores en el mar", dos maravillas, el agua y el color=vida.

Me encanta la poesía.

Un saludo caluroso.

Coro dijo...

Sol solecito, ¡qué lindo! calientito...

Angeek, gracias por tu post, me da alegría.