martes, 29 de julio de 2008


Radovan Karadzic
Con dos caras, tres, o cuatro. ¡Qué más da! Todo tiene una raíz común.
¡Cuánta razón tenía Hannah Arendt!
El mal es tan banal, común, cotidiano...como un gurú, como miles de personas que aclaman y defienden al criminal.
El más terrible de los males, el mal banal.

4 comentarios:

MARICHUY dijo...

Angeek

Este desgraciado tipo sobrepasó todo lo imaginable y venirse a ocultar tras la fachada de un gurú ¿ves por qué yo ando desencantada y no creo en gurus, ni redentores?

A saber tú, quien está detrás de esa Madame Zazú o del Walter Mercado.

Saludos

MARICHUY dijo...

Angeek

PS por lo menos la bruja de Elba Esther ya sabemos lo que es...

Ja, valiente consuelo

W dijo...

Y pensamos que con Hitler habíamos tenido más que suficiente.... uffff.... siempre habrá locos en este mundo....

Jajaja... me encantó Marichuy... con La Maestra no nos queda la menor duda...

Besitos mi Angeek

michelangelo dijo...

Y aun asi lo agarraron.