domingo, 25 de febrero de 2007

Una crece...

Imposible atravesar la vida ...



Sin que un trabajo salga mal hecho,

sin que una amistad cause decepción,

sin padecer algún quebranto de salud,


sin que un amor nos abandone,

sin que nadie de la familia fallezca,

sin equivocarse en un negocio


Perdí un juguete que me acompañó en mi infancia...
Pero gané el recuerdo del amor de quien me hizo ese regalo.

Uno crece cuando no hay vacío de esperanza,
ni debilitamiento de voluntad,
ni pérdida de fe.


Perdí mis privilegios y fantasías de niño...
Pero gané la oportunidad de crecer y vivir libremente.

Uno crece cuando acepta la realidad y tiene aplomo para vivirla.

Cuando acepta su destino,
pero tiene la voluntad de trabajar para cambiarlo.


Perdí a mucha gente que quise y que amo todavía...
Pero gané el cariño y el ejemplo de sus vidas.

Uno crece asimilando lo que deja por detrás,
construyendo lo que tiene por delante y
proyectando lo que puede ser el porvenir.



Perdí momentos únicos de la vida porque lloraba en vez de sonreír...
Pero descubrí que es sembrando amor, como se cosecha amor.

Crece cuando se supera, se valora,
y sabe dar frutos.

Crece cuando se abre camino dejando
huellas, asimilando experiencias.

¡Y sembrando raíces!


Yo perdí muchas veces y muchas cosas en mi vida.
Pero junto a ese “perder”hoy intento el valor de “ganar“.
Porque siempre es posible luchar por lo que amamos,
y porque siempre hay tiempo para empezar de nuevo.

Uno crece cuando se impone metas,
sin importarle comentarios negativos
ni prejuicios, cuando da ejemplos sin
importarle burlas, ni desdenes,
cuando cumple con su labor.


No importa en qué momento de la vida te cansaste.
Lo que importa es que siempre es posible y necesario recomenzar.
Recomenzar es darse una nueva oportunidad,
es renovar las esperanzas en la vida
y lo más importante, creer en ti mismo.

Uno crece cuando se es fuerte por carácter,
sostenido por formación,
sensible por temperamento...
¡Y humano por nacimiento!..


¿Sufriste mucho en este periodo? ... Fue aprendizaje

Uno crece cuando enfrenta el invierno, aunque pierda las hojas.

Recoge flores aunque tengan espinas
y marca camino aunque se levante el polvo.


¿Lloraste mucho? ... Fue limpieza en el alma.

Uno crece cuando se es capaz de
afianzarse con residuos de ilusiones,
capaz de perfumarse, con residuos de flores...

¡Y de encenderse con residuos de amor...!


¿Sentiste rencor? ..... Fue para poder perdonar.

Uno crece ayudando a sus semejantes,
conociéndose a sí mismo
y dándole a la vida más de lo que recibe.
Uno crece cuando se planta para no retroceder...


¿Estuviste solitario en algunos momentos? ...
Fue porque cerraste la puerta.

Cuando se defiende como águila

para no dejar de volar...

Cuando se clava como ancla y

se ilumina como estrella.

Entonces...

Uno Crece


¿Creíste que todo se había perdido? ...
Fue simplemente el inicio de tu mejora.
Y crece cuando cree, espera y confía en su creador!

Que pasen un feliz día!!!

.............
Gracias por enviármelo ;) sólo tú conoces la trascendencia de estas fechas.
Te quiero H.

11 comentarios:

Juana Gallo dijo...

Angeek querida,
investigué un poco y parece que su autora se llama Susana Carizzo.

Insisto: qué bellos textos eliges.
Este no tiene desperdicio, desde que empieza hasta que acaba...

Uno crece cuando lee a Angeek.

Saludos

Alba dijo...

Y al final...uno crece.
Hermoso, ya lo había leido por allí.

AndreaLP dijo...

Muy cierto y también muy lindo.

Gracias, Angeek.

Zack dijo...

Uno crece cuando nos damos cuenta que Nunca terminamos de crecer,

W dijo...

Arghhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh !!!!

Ojalá y yo sepa aplicar esas sabias palabras !!!!!!

Arghhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh !!!!

Kix dijo...

Ah... crecer...

Ojalá todos tuviéramos el conocimiento de cómo hacerlo...

Mariwell dijo...

Por lo visto bajo este contexto y en estos momentos de mi vida me esta constando mucho trabajo crecer...

Tengo el complejo de la chilindrina...estoy haciendo berrinche con la vida...=(

un abrazo Angeek.

Edgar dijo...

wow Que bonito!!!!!!!

Aceleré la lectura para saber si tu eras la autora, pero es bueno que lo hayas citado.

Uno crece por las cosas que uno pierde, por las oportunidades que uno ganá, por aquellos valores imposibles de seguir, por los nuevos valores fijados.

Yo comprendo mi "crecimiento" cuando veo la inocencia de mi hija y su capacidad de sorprenderse y detenerse a mirar una hoja de un árbol, una simple pieza de plástico e incluso una envoltura de algo.

Es feliz desde que abre sus ojos, tiene 1 año y 4 meses y me enseña-reenseña a diario tantas cosas que no sabía o que de plano había olvidado.

Me tiro en cama con ella a ver, por centésima vez una película y me impresiona su cara de sorpresa una y otra vez. Me gusta su voz cuando cantó a los beatles (sólo tararea pero los Shubidubidús, ya le salen) y su sonrisa cuando "bailamos" juntos.

Asmodeous dijo...

Ojalá todos tuvieramos la fortaleza de pensar así y crecer en los días de invierno como tu.

Un abrazo Angeek.

mafalda dijo...

....
.... crecer.... me he quedado enana en muchas cosas, no hay remedio.....
Me encanto esto que compartes con mosotros mi Dama, me lo llevo (con tu permiso) para guardarlo como muchos de tus post.
Gracias por decir lo exacto, en el momento justo.

PD. Por allì te espera un calor fuerte en mi choza....

Mafalda

Lorena dijo...

Querida Angeek,
Me encantó el mensaje!, muy positivo y ademas muy cierto, eso solo se sabe con la edad con el paso del tiempo, puedes convertirlo en algo positivo, pero tambien se corre el riesgo de caer en el lado contrario, del pesimismo, de la tristeza, del quedarse clavado en una época que ya no te corresponde, que ya no es tuya...crecer, como bien dices, cuando uno se planta para no retroceder... asi es esto, no hay de otra, es mejor caminar para ir creciendo...
un beso